La química cada vez más sexy y en femenino

Las ciencias químicas parecían ser super lejanas al mundo cotidiano, una materia escolar que sólo nos hacía memorizar fórmulas que uno pensaba que no podría utilizar nunca en la vida real. ¿Pero qué pasa si te cuento que todo lo que está a nuestro alrededor es química? Te sorprenderías al enterarte que cada objeto que te rodea ahora mismo fue diseñado desde las fórmulas que seguramente no entendiste en el colegio.

Y no sólo sirve para hacer fórmulas, sino que, para cambiar el mundo, poniendo a disposición la química para modificar lo que por años hemos ayudado a destruir. Es así como la ciencia vive un nuevo revivir y se hace cada más atractiva para niñas y niños, desde la etapa escolar. Con la pandemia y el estudio en casa, se ha generado una nueva motivación por las ciencias, entendiendo que es a través de ella que generamos pensamiento crítico en las nuevas generaciones. ¿por qué? Porque en la ciencia debes demostrar que lo que dices es real, ya que la ciencia se basa en evidencia.

Nuestros niñas y niños aprenden de una manera muy distinta, entendiendo que estamos obligados a hacer cambios en las maneras de relacionarnos con el ecosistema, que debemos cuidar los recursos, que son limitados y que debemos ser más cuidadosos. Y es en este contexto que la química juega un rol fundamental a la hora de buscar soluciones para continuar habitando el planeta. La química es una ciencia creativa que nos permite innovar a través de ella, generar nuevos productos a partir de otros como lo hacemos en Idea-Tec con el reciclaje del plumavit convirtiéndolo en pintura.

La alquimia es la doctrina y estudio experimental de los fenómenos químicos que se desarrollaron desde la antigüedad y a lo largo de la época medieval y que pretendía descubrir los elementos constitutivos del universo, la transmutación de los metales, el elixir de la vida, etc. Hoy la pandemia del Covid y sus nuevas cepas nos abren nuevas oportunidades, además de romper paradigmas desde la antigua alquimia a la nueva ciencia, pasando por todos los paradigmas de lo masculino a lo femenino.

Es hora también de reivindicar el papel que las mujeres jugamos en la ciencia y en esta senda estamos caminando, restableciendo los antiguos paradigmas con la mujer incorporada y empoderada diseñando el futuro en el que queremos vivir y dejar para las futuras generaciones.

Deja una respuesta